Qué es la slowfood y con qué se come

Comida
0
comentarios

Aunque este movimiento —Slow Food, con mayúsculas— surgió en Italia a mediados de los 80, su impacto se ha extendido alrededor del mundo, consiguiendo presencia y vigencia en más de 130 países en todos los continentes.

El movimiento de Slow Food, viene bajo la consigna de comer con atención —slowfood, con minúsculas—, en especial, valorando la calidad y, con ello, teniendo en cuenta la procedencia de las materias primas y el modo de cocinarlas; dejando de lado la comida procesada y fastfood de cadenas globales.

Slowfood

Slow Food defiende la producción local, cuidando que los productos sean lo más natural posibles y se cocinen con recetas caseras o que vengan de familia a familia para mantener el sazón auténtico y que además se consienta al paladar de la mejor forma posible.

Uno de las premisas del movimiento Slow Food defiende justamente como lo que enuncia la unión de estas dos palabras en sí mismas: sentarse a la mesa y disfrutar de ese momento especial que involucra tanto el placer de la comida sin prisas y todo a su tiempo, como también el poder disfrutar de la gente de la cual se está rodeado.

Slowfood (familia)

Digamos que es una forma de vida «redonda», en donde se promueve el consumo local o el autoconsumo, de tal forma que se aprovecha lo que está al alcance de la mano, lo que se produce para consumo familiar y lo que se puede vender para hacer que la comunidad también pueda disfrutar de esos productos.

Con esto, se alcanza una forma de vida más saludable, con mayor calidad de vida, tanto la propia como la de futuras generaciones ya que la conservación y moderación del consumo es de forma consiente y certera.

Aunque esta tendencia ha ido tomado impulso en varios países del mundo, en México todavía estamos atrasados si comparamos el desarrollo, implementación y aceptación de algunos otros continentes. ¿Crees que deberíamos tener más slowfood en nuestros momentos que pasamos comiendo? Danos tu opinión En Balance.